jueves, 7 de junio de 2007

Las manos

Me asombra la insistencia de las mujeres en señalar lo mucho que se fijan en las manos. Me asombra porque no tengo la impresión de que sea así...casi todos los mitos eróticos femeninos son conocidos por otras características físicas.Creo que existe un cierto deleite intelectual y emocional por parte de las mujeres en subrayar su capacidad de enfocar el físico de su deseo en algo menos "primitivo" que los caracteres meramente sexuales. También en demostrar su pasión por los cerebros y la personalidad hay algo de ese deleite.Me parece muy bien que se fije cada cual en lo que quiera, pero ojo, eso no te hace mejor. Estamos hablando de algo que no se elije, el deseo se manifiesta por sí solo. No soy mejor ni peor por fijarme en las tetas en vez de las manos, en que sea un cuerpo en movimiento el que me altere el pulso, o una voz, o una actitud frente a la vida.Si lo que se quiere es generalizar y vilipendiar al sexo opuesto (vivan los tigres, muerte a los leones!!) yo díria, como hombre, que a las mujeres no les gustan las manos, les gusta más ser ellas un hermoso tesoro entregado al guerrero triunfador. El triunfo social del hombre suele ser más erótico que sus manos y su caracter, y su mirada, y ...La mujer reconoce más su propio erotismo que el del hombre. Ella es la deseable. Al hombre se le puede decir feo y al mismo tiempo decir que se le aprecia por su caracter, corazón , etcProbad a que os digan feas y que reconozcan vuestro corazón. Seguro, no es un plato de buen gusto.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal